Revista El Muro

 History Channel Latinoamérica abrió esta semana la convocatoria de su concurso “Una idea para cambiar la historia”, que busca apoyar, potenciar y promover los avances científicos latinoamericanos con impacto social.

Por: Mauricio Moreno

@mauromoreno83

Esta semana se abre la convocatoria de “Una Idea para cambiar la historia”, una iniciativa de History Channel con la que buscan apoyar la financiación de  emprendimientos con corte social. Ya se han inscrito más de 17.000 personas que han confiado sus proyectos de vida a History Channel. La idea del canal es que cualquier persona puede cambiar la historia, algo que pertenece al ADN mismo de este proyecto. A la fecha, se han entregado más de medio millón de dólares en premios.

Eduardo Posada. imagen: M&R

 Latinoamérica tiene un gran potencial porque  es un territorio en gran medida inexplorado. En efecto, a pesar del gran talento que hay, pocos emprendimientos locales salen a la luz, y aunque se pueda echar la culpa, con razón, al poco estímulo gubernamental a la ciencia y la tecnología que prima en muchos países de la región, también  se debe en parte, como cree Eduardo Posada al miedo. En sus palabras, este proyecto logra  “Inculcar a los jóvenes el talento, el entusiasmo y la confianza en sí mismos. Uno de los principales problemas que sufrimos en América Latina es el miedo, el temor a hacer las cosas,  la inseguridad, la falta de confianza, la convicción de que somos inferiores, subdesarrollados, que en Colombia somos malos, etc. Tenemos que convencernos de lo contrario, que tenemos una cantidad enorme de talento, y con ese talento y expresándolo y dándole oportunidades, podemos cambiar la historia. Creo que este proceso está encaminado a hacerlo”.

A la larga, como dijo Aguinasca en su discurso de premiación por su idea de un sistema de ecolocación para invidentes, “En Latinoamérica podemos cambiar la historia y vamos a cambiar la historia”. Colombia, en particular, ha aportado ideas interesantes, incluso la primera versión la ganó Wiesner Osorio con un generador de energía eléctrica. En la versión de 2016, el segundo lugar fue para Leonardo Melo y su compañero Santiago Mendoza, quienes desarrollaron un horno de leña diseñado para las comunidades vulnerables que viven en extrema pobreza, que no sólo sirve para cocinar sino que también ayuda a secar la leña en temporada lluviosa, disminuyendo las emisiones de CO2 y las enfermedades pulmonares de quienes cocinan. El tercer puesto de la versión 2016 fue para Luis Felipe Quintero, cuya idea buscaba aprovechar la energía desperdiciada por los vehículos para hacer que las ciudades sean sustentables. Hay talento, y mucho talento.

Es importante recalcar que History no se reserva las patentes sobre los productos de los emprendedores, se limita a apoyarlos. El ganador será elegido entre un grupo de diez propuestas, que serán sometidas a la votación del público por medio de la página web. Quien quiera proponer su idea para cambiar la historia, puede subirla desde esta semana y hasta el 4 de septiembre a la página https://unaidea.tuhistory.com/. Desde ahí y hasta el 20 de septiembre, el grupo de profesionales y expertos internacionales, seleccionará diez ideas según criterios de replicabilidad o manejo de la idea, originalidad y creatividad de la Idea,  innovación e inspiración. Finalmente, el público vota por las cinco ideas más interesantes y con mayor impacto hasta el 27 de noviembre, que serán premiadas en una gran gala en Diciembre. Hay que añadir que el mismo Posada asegura que ha sido testigo de cómo el resultado de este proceso es la potenciación de proyectos que realmente han ayudado a cambiar la historia.

Fonseca. imagen: M&R

Pero estos proyectos son mucho más que emprendimientos, son proyectos de vida. Los participantes de años pasados cuentan que esas ideas por las que se levantaron a trabajar durante años hoy en día son realidad en parte al apoyo de History, que aunque todas tienen mucho desarrollo anterior del premio, el apoyo no sólo económico del canal fue primordial. Melo, por ejemplo, cree que “Cualquier persona tiene ideas, y esas ideas se pueden convertir en realidad… hay dos tipos de persona, las que pasan la vida soñando, y otras, quienes hacen esos sueños realidad. Con History, convertir esas ideas en realidad hace que el camino sea muchísimo más corto”. Quintero añade que “…el apoyo es impresionante, lo que pasa antes y después es completamente indescriptible. Esto hace que los colombianos, los latinoamericanos empecemos a creer más en nuestros proyectos, que empecemos a implementar cosas que realmente cambian la historia, [creer] que somos capaces de hacer cosas grandes”.

En fin, los emprendedores, y no sólo en el área científica sino también la cultural . Como dijo Fonseca, “Esto no es un reality, es una oportunidad para cambiar realmente el rumbo a muchas comunidades de América Latina”. Hay que participar y seguir ayudando a que la ciencia al servicio del emprendimiento y la sociedad siga creciendo, siga poniendo a América Latina en un mapa intelectual del que se ha autoexpulsado por miedo. Y en verdad, no es simplemente televisión, es un proyecto para cambiar la historia, una idea a la vez.

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor

mm

Mauricio Moreno

Periodista por vocación, artista por devoción, escritor por pulsión y humano por diversión. Durante unos años, tuvo el orgullo de compartir planeta con John Lennon, Freddie Mercury, Gustavo Cerati y David Bowie. Estudió filosofía, pero la abandonó en busca de aventuras con amantes más fogosas que la fría razón. Pasó muchos años como profesor, pero se aburrió de tanto ego y se embarcó en la aventura sin retorno de vivir siguiendo su ser. Ama el café, la música y los animales.
Es creador, director y activo escritor de la Revista El Muro. Actualmente, prepara diversos proyectos literarios, periodísticos y audiovisuales enfocados en el apoyo a las diferentes escenas artísticas del país y el continente.

Deja un comentario