Revista El Muro

Te presentamos el primer trabajo en vivo de Puerto Candelaria junto a invitados muy especiales

Por: Mauricio Moreno

Hace un año y una semana, Colombia conoció en video “La canción e despecho hipster de fin de año”, Amor y Deudas de Puerto Candelaria, con la participación de Catalina García, La Madame Periné, como primera probadita de lo que sería su DVD homónimo. Y durante el 2014 nos han ido dando pedacitos del  disco por redes sociales, como para antojarnos a comprarlo. Pues bien, para que acaben de antojarse (porque, adelanto: es muy bueno) acá les cuento qué tal está.

El concierto se vivió en Medellín en el año 2013 pero el DVD no se puso en venta hasta 2014. La producción musical estuvo a cargo de Juancho valencia, quien además realizó la dirección y el guión junto a Sofía Carvalho, y además es autor de casi todas las composiciones. La producción ejecutiva estuvo a cargo de Juan Felipe Arango y la mezcla y masterización se hicieron en Merlín Producciones.

armoydeucent

 

Físicamente, es una compilación de CD y DVD con un empaque raro, pero bonito y práctico. Es una mezcla de cartón y plástico que además de verse muy bien, evita que se dañen los discos. Viene con librillo en el que no hay canciones sino créditos y muchas fotos, además de una reseña del evento hecha por Sergio Restrepo, director del teatro Pablo Tobón, donde se llevó a cabo. El CD y el DVD no tienen los mismos cortes sino que en el DVD hay cuatro canciones más y una introducción al concierto, además del Bonus Track en el que se incluyen un detrás de cámaras y el “Bailecito Candelario”, el que realizan con su cover candelarizado de U Can’t Touch This de MC Hammer.

Los invitados son de lujo. Formaron parte del evento La Ruiseñora (Andrea Echeverri – Los Esqueletos), La Cosita Tropical (Esteman – No tienes derecho), el Callegüeso (Jacobo Vélez  -Cumbia Rebelde) y Madame Periné (Catalina García – Amor y Deudas). Así mismo, músicos y bailarines que acompañaron a Los Candelarios en su presentación  Además, cuando uno mira los créditos se da cuenta de que muchos personajes, inclusive algunos del público, participaron de la producción del DVD dando lugar a un espectáculo único que, aunque tuviese un  libreto, se ve tan fresco, natural y emocionante que hace querer estar allí.

Aunque he estado en varios conciertos de la banda, este evento claramente los dejó atrás. Fue un recorrido musical por las canciones más divertidas de la banda lleno de humor, efectos, sorpresas y baile. Es un disco que  pone a bailar y cantar a quien lo escuche o vea, y que de la mano del Sargento Remolacha, Barromán, El Caballero del Bajo, El Loco, Diggy y Cosito lo invita a perderse en las calles de ese lugar imaginario y a la vez muy real llamado Puerto Candelaria al son de su cumbia rebelde. Además, hay varios temas nuevos, muy pegajosos y que en su mayoría cantan con los invitados especiales. Para no extenderme: Puerto Candelaria es de las pocas bandas que puede darse el lujo de tocar temas sin letra o hacer solos de percusión larguísimos sin que la gente se aburra, sino por el contrario, haciendo que su público de raros se emocione más. Así de bueno es el disco.

La escenografía del concierto es bien especial. Estuvo a cargo de Ana María Jiménez y recrea el último trabajo de Estudio de la banda: Cumbia Rebelde, incluyendo así hasta un faro en el escenario. Es también interesante el manejo de cámaras y la inclusión de una GoPro, que le da al espectador la posibilidad de tener un punto de vista bien particular sobre el evento: es lo que verían las clavijas del instrumento si pudieran ver. Realmente es mucho más interesante de lo que suena, pero mejor véanlo. Por último, quiero resaltar que los créditos realmente son bien pocos para un trabajo tan elaborado y bien hecho.

Sin embargo, hubo un par de cositas que no me gustaron: por una parte, hubiese sido bonito incluir más temas viejos de los candelarios, de su “Kolombian Jazz” y de “Llegó la banda”. Sólo está “Amanecer”, un tema que muestra la pericia de José Tobón en el clarinete. No es que esté mal (a la larga sus discos más rumberos y reconocidos son “Vuelta Canela” y “Cumbia Rebelde”), sino que me hubiera gustado a mí. La otra cosa son los cortes entre tema y tema: me hubiese gustado que no se notaran las pausas, sino escuchar la algarabía del público entre tema y tema para sentirme allí mientras escucho el disco, cerrar los ojos y ver al Caballero del bajo peinándose los bigotes. Esa es otra ñoñera mía que tal vez pasa porque soy muy raro. Pero no le quita, realmente, ni un poquito de calidad al trabajo que ha sido nombrado por los vecinos como el mejor del 2014.

Es un disco que vale la pena comprar. No sólo porque en la portada haya un mensaje de Carlos Vives que dice que los candelarios son la banda que le mundo merece conocer, o porque estén varios de los nombres más importantes de la escena independiente, y ni siquiera para quedar convencido de que son algunos de los mejores músicos de Colombia,  sino para pegarse la parranda más grande del año y posiblemente de su vida. Tal vez, de un par de encarnaciones más. Es un disco muy rico, muy rumbero y lleno de calidad, humor y diversión. Vale la pena comprarlo y mucho, un punto muy alto en la historia de la escena colombiana, sin importar si es Mainstream o independiente. Es un disco que en serio, los colombianos merecemos conocer.

Cómprelo, será la mejor parranda de fin de año que se pueda imaginar. Es música vieja, pero nueva, cambie a los cincuenta y gócese la cumbia rebelde este 31para dejar el 2014 atrás… para que después de la tormenta de 2014, este nuevo año llegue cargado de mucho amor… y deudas.

Calificación: unaestrellaunaestrellaunaestrellaunaestrellaunaestrella

Lo consigues en iTunes  digital… pero es más chévere en físico

 

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

una opinión¿quieres decir algo al respecto?

Deja un comentario