Revista El Muro

 

Por: Mauricio Moreno

director@elmuro.net.co

Más que un restaurante, Flor de Lis es una experiencia gastronómica. Ubicado en los alrededores de la Universidad Nacional de Colombia, ha presentado una alternativa de comida colombiana natural, sana, deliciosa. Por eso, no es sólo vegetariano o vegano, sino que su sistema de alimentación es higienista. Esto significa que, además de no trabajar con productos animales o derivados de animales, los alimentos son preparados con implementos completamente naturales y de procedencia vegetal, teniendo en cuenta y promoviendo una alimentación que va acorde con el funcionamiento del sistema digestivo. La carta se basa en productos de semillas, frutas y vegetales inspirados en la cocina colombiana, con producción orgánica local y cocinados con utensilios especiales para mantener el valor nutricional de los productos.

Los platos son producto de más de 25 años de investigación acerca de la comida vegetariana, macrobiótica, ayurvédica, etc.,  en comunión con la comida colombiana. Así, en el menú diario puede encontrar mondongo, sopas criollas, chanfaina y cocidos, siempre con múltiples opciones de vegeproteínas —elemento en la bandeja que sustituye la carne— para combinar y degustar un excelente y saludable almuerzo. Los platos están preparados de manera que faciliten la digestión, por eso no se acompañan de jugos de frutas ni postre a menos que el comensal lo desee, porque estos truncan la digestión al ser mezclados con el plato principal. También hay una lista corta de Platos a la Carta.

Las ventajas de la alimentación higienista son muchas. Primero, la salud. Una buena alimentación garantiza tener una vejez sana, sin depender del otro, y además, el cuidado medioambiental. El consumo de carne arruina las tierras del cultivo al ser destinadas al pastoreo, así mismo, contamina el ambiente y gasta muchísima más agua que cualquier otra opción alimenticia. Y todo por un sistema alimenticio que no es el ideal para el consumo humano.

Flor de Lis es un restaurante en el que vale la pena comer no sólo por razones de ecología y salud, sino que el excelente servicio sólo es superado por la calidad de los platos, que también pueden ser ordenados por pedido para eventos. Además del servicio de restaurante, Flor de Lis cuenta con venta de recetarios y alimentos vegetarianos, además de medicamentos alternativos para el botiquín. Así mismo, hay talleres de cocina higienista y terapias de limpieza de colon para quienes deseen adoptar hábitos de vida más saludables.

Ubicación: Cll 39  # 29-81, costado nororiental del puente de la Av Cll 26 con Av Cra 30

Rango de precios: 6000 – 12000 (hay promociones y descuentos permanentes)

Reservas: 2443971

Horarios: Lunes a sábado, 12:00 M. a 3:00 P.M.

Sitio web: www.flordelisbogota.com

Twitter: @flordelis_bta

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

Deja un comentario