Revista El Muro

 

Por: Mauricio Moreno

director@elmuro.net.co

¿Y qué si esa estrella que cruzó los cielos hubiese pedido un deseo al ver a ese hombre fugaz? Y si pidiera que la lógica se convirtiera en poesía y arte en la boca de ese solitario que cabalga en la noche? ¿Y qué si el orden se hubiese convertido en pasión? Daniel García, bajista de Le Muá, nos muestra una faceta diferente a su trabajo musical presentando “Hombre fugaz”, su primer libro, cuya idea central está fundamentada en las creencias de algunas corrientes de la espiritualidad contemporánea.

Cada capítulo del libro es una exploración por las emociones humanas que termina, invariablemente, con la muerte. Pero no la muerte macabra y cruel de un autor que tiene por deporte asesinar a sus personajes, sino la muerte inevitable que pone fin a la vida humana. Es una forma de recordarnos que las vidas de todos, la mía, la suya, la del autor y ciertamente la de todos los personajes. Es un libro que nos recuerda que todos somos hombres y mujeres fugaces.

La obra es difícil de clasificar. Desde el principio, se hace patente que será narrada por el mismo ser, una especie de dios que recuerda su paso por la tierra. Pero luego, se cuentan muchas anécdotas desde diferentes personajes en distintos momentos de la historia y diferentes lugares del planeta. En ese sentido, no es sencillo decir si es una novela o una colección de cuentos. Sin embargo, más allá de la incertidumbre del género, es sencillo leerlo como miembro de cualquiera de los dos géneros, pues en cierta medida logra cumplir con ambos objetivos. Y a la larga, es algo que le importa más a los críticos que a un lector que se sumerge en una maravillosa lectura.

homfug

Hay un problema aparente con la narración, pues en ocasiones, las voces se pierden y confunden, haciendo que las diferencias entre personajes se desdibujen, aunque hay que recordar que se trata del mismo ser en diferentes encarnaciones y en ese sentido las voces pueden parecerse. En líneas generales, es un muy bonito primer libro, lleno de metáforas y creatividad  en cada palabra que garantiza una lectura amena.

El defecto de esta obra está en la dificultad para conseguirlo. “Hombre fugaz” es un hijo de la autogestión y de la auto publicación (lo cual es muy bueno), pero eso dificulta la posibilidad de conseguir una copia en la actualidad, pues básicamente sólo pueden conseguirse a través de García. Espero que la obra se pueda editar y reimprimir pronto para llegar a un público más amplio, porque realmente es el tipo de libro que los lectores merecen. Si llega a publicarse un e-book o a lanzarse en editorial y tiendas, les avisaré para que lo compren.

 Ilustración del libro e imagen central: Fragmento de la tapa de la obra. Graficada por Lisseth Rodríguez y Proporcionada por Daniel García

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

Deja un comentario