Revista El Muro

Te presentamos la nueva cinta de Scott Derrickson

Título original: Deliver Us From Evil

Director: Scott Derrickson

País: Estados Unidos

Presupuesto: 31 millones de dólares.

Supuestamente basada en hechos reales, nos cuenta parte de la vida del oficial de policía Ralph Sarchie, interpretado por Eric Bana, (Hulk, Munich), quien en medio de una investigación se enfrenta con macabros actos que, al parecer, son obra del demonio. Para esto cuenta con la ayuda de su compañero, Butler, interpretado por Joe Mc. Hale, (The Soup), y el Padre Mendoza, personaje que interpreta el venezolano Edgar Ramirez, (Domino, Furia de Titanes).

Fui a ver esta película con muchas expectativas y terminé un poco decepcionado. El tema de demonio y las posesiones, aunque aterrador, siempre me ha resultado fascinante. Pero es un tema difícil, después de “El Exorcista”, no han hecho nada que realmente valga la pena, con contadas excepciones, de las que solo se me ocurre en este momento “El Exorcismo de Emily Rose”, también dirigida por Scott Derrickson.

Líbranos del Mal, nos lleva lentamente, a veces muy lentamente, a descubrir una serie de pistas para armar un rompecabezas demasiado complejo para la historia que nos están  contando. Se valen del recurso de involucrar niños, que siempre conmueve, lo digo por experiencia, pero entonces, por momentos, el director se contiene, como si, de repente, le dieran ataques moralidad. Nunca me aburrí, eso lo admito, y me llevé un par de sustos, en especial uno que, aunque telegrafiado, me hizo saltar de la silla, pero en general me sentí más viendo una película de detectives que una de terror. El personaje principal es el arquetipo de la novela negra, atribulado por su pasado y lleno de oscuridades que lo convierten en una especie de antihéroe y que, hasta cierto punto, merece su suerte. Su compañero es el personaje cómico necesario, que incluso teniendo unos cuantos diálogos muy bien logrados, no deja de ser ese personaje que está ahí solo para que hable con el protagonista y de ese modo se puedan resolver muchas de las dudas a través de diálogos, lo que no está mal, pero tampoco es lo ideal. El curita es un intento por darle vuelta a un personaje típico. Fuma, bebe, alguna vez probó toda clase drogas y hasta mira con morbo los traseros de las meseras. No es lo más original pero no está mal, y en mi opinión inexperta es el personaje mejor logrado de la película.

 

Evil

Al final todo se resuelve con un exorcismo. ¿Cómo no? Y todo va bien hasta que terminan el exorcismo, y como que no pasa nada, como que, una vez más, se contienen.

En resumen vale la pena verla, pero tampoco es imprescindible. Y bueno, tiene dos elementos realmente ridículos para mi gusto. El primero tiene que ver con la música de “The Doors”, parecía una buena idea pero abusaron de ella. El segundo es el siguiente: ¿Cómo es que al demonio, cuando habla español, no se le entiende nada? ¡Es un demonio! Se supone que son políglotas.

El dato curioso:

Jerry Bruckheimer, afamado productor, que siempre mete mano en megafilmes de la talla de “Piratas del Caribe”, es uno de los productores ejecutivos de esta cinta. Grandes noticias para los que amamos el género.

 Calificación: 2.5/5

 unaestrellaunaestrella mediaestrellaceroestrellas ceroestrellas

 

Imagen reproducida desde http://www.findelahistoria.com/web/wp-content/uploads/2014/08/bcd9c035eadcdd0051db32b5ba75f893.jpg

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

2 están hablando de esto¿quieres decir algo al respecto?

Deja un comentario