Revista El Muro

 

Los neoyorkinos siempre han asegurado ser rudos y recios, capaces de lograr y triunfar donde sea, porque si la haces allá, la haces en cualquier lugar. Y al igual que en Transmilenio, han aprendido a ignorar a vendedores, artistas, cantantes y personas que piden dinero. Pero lo que no pudieron ignorar el lunes fue una rata que lo acompañó en el trayecto del metro entre Manhattan y Brooklin y que fue captada por una cámara aficionada. Y lo rudo y fuerte se les fue con el animalito. Aunque lo mejor del video está entre el segundo 30 y el primer minuto, hay ocasionales lapsos de “diversión” después, y la verdad es que es gracioso  ver como la persona con la cámara huye cuando se abre la puerta de la estación…

AL menos no mataron al animalito…

 

 

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

Deja un comentario