Revista El Muro

Los bomberos británicos lanzaron la campaña #50shadesofred para evitar los incidentes causados por las cosas que la gente aprenda en la película

Fifty Shades of Grey, el libro de porno para  mamás (como diría King) o BDSM para tías solteronas (como diría yo) que ha causado furor entre la comunidad femenina (que está lejos de las prácticas sexuales alternativas), ha creado más que daños a la buena literatura y ahora seguramente al cine, estragos a la cultura sadomasoquista, y además calenturas indebidas en las señoras “divinamente”: también ha logrado que aumente el número de incidentes relacionados con el mal uso de juguetes sexuales. Los bomberos de Londres, por ejemplo, han removido 293 anillos para el pene, y han sacado miembros de tostadoras y aspiradoras, según The Telegraph. En Estados Unidos, según The Mirror, se reportaron 2500 de lesiones con juguetes sexuales el año después de la aparición del libro, momento en el que las lesiones relacionadas con “masajeadores y vibradores” aumentaron.

shades

El “efecto 50 sombras de Grey”, como lo llama el bombero Dave Brown, eleva los incidentes, por ejemplo con esposas, como contó a The Telegraph. Por eso, los bomberos británicos lanzaron una novedosa campaña en la que contarán por Twitter los llamados más absurdos que reciban con el Hashtag #fiftyshadesofred, además de dar consejitos para una vida sexual sadomasoquista segura, tal como “si no entra, no lo forcé”, o que si se va a jugar con esposas, se debe mantener las llaves al alcance de las manos. La campaña será particularmente importante en este día de San Valentín en el que se acaba de lanzar la película que adapta al libro. Se recomienda creatividad en la cama (por supuesto)… pero con sentido común.

Ahora resulta que hasta la mala literatura debe tener un letrero que diga “no lo intente en casa”.

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

una opinión¿quieres decir algo al respecto?

Deja un comentario