Revista El Muro

Por: Mauricio Moreno

director@elmuro.net.co

@mauromoreno83

Cuando uno no es amigo de la música que generalmente pasa por la radio comercial, le dicen que le gusta la música alternativa. Y uno termina conformándose con el término. Y las posibilidades de escuchar música se reducen.  Al menos en Bogotá, en el dial sólo se encuentran Radiónica y Radio Nacional. Por ejemplo a mí, como rockero de corazón, se me han agotado las opciones. Pero por fortuna, la Radio Online existe. Hablamos con el equipo de Radio Pachone y de Rock DaLi, dos grupos de valientes que se arriesgaron a compartir lo que les gusta con el mundo.

DaLi y Pachone ponen música “alternativa” y nacieron por la misma necesidad: ya que no se puede escuchar en los medios tradicionales una gran cantidad de grupos y propuestas “underground”, ambos medios decidieron utilizar internet para emitir contenidos de calidad y además aprovechar para convertirse en centros multimediales de información para su cultura respectiva. Mientras Rock DaLi se enfoca en la escena internacional rockera, Radio Pachone apuesta más por lo  local alternativo, aunque en ambos casos lo colombiano y lo extranjero tienen gran cabida en la programación.

Ambos proyectos nacieron por casualidad. Rock DaLi nació cuando Dairo y su esposa Lina quisieron emitir música con lo que les gustaba para sus amigos en el extranjero. El nombre nació de la unión de ambos (Dairo y Lina) y la relación con el surrealismo llegó después. La finalidad de todos sus miembros es compartir música interesante e independiente. No son periodistas ni les interesa serlo, porque así logran mantener la pasión más allá de la formalidad y la corrección política. Sus contenidos versan en la música emergente e independiente de todos los rincones del planeta, o aquellas propuestas comerciales que de todas maneras destacan por su calidad. Su público es todo aquel que quiera explorar y conocer nueva música. Y quien los escucha, vuelve.

dalicentro

Álbum promocional de Rock DaLi. Muy recomendado.

Radio Pachone, por su parte, nació cuando un grupo de amigos decidieron difundir los proyectos artísticos que hay en Bogotá. Empezaron como un programa de radio y en su primera entrevista se dieron cuenta de que no tenían idea de cómo hacer radio. Empezaron a mejorar las cosas y muchos otros se sumaron al proyecto al escucharlo. Sus miembros son artistas, literatos, filósofos, artistas, músicos y en general personas interesadas en la movida artística alternativa. Sus contenidos se centran en no sólo el trabajo de los músicos y artistas a los que entrevistan, sino en todo el trabajo que implica hacerlo, Las maneras alternativas y no convencionales de crear, financiar y difundir procesos artísticos.

Ambos proyectos se financian de fuentes externas. Montar una Radio Online es más bien sencillo, pues existen muchísimas plataformas gratuitas que se encargan incluso de los derechos. Pero ambos, más interesados en compartir contenidos que en ganar dinero, deben mantener sus emisoras con eventos o con otros  trabajos, relegando en parte las emisoras al tiempo libre. Se publicitan principalmente por medio de sus cuentas en redes sociales y del voz a voz, además de alianzas con otros medios alternativos (Como El Muro).

El camino tiene obstáculos. En Radio Pachone se han visto cortos por el dinero, no porque haga falta, sino porque relega a Pachone a ser el proyecto secundario, lo cual les ha impedido crecer como quisieran y ha frenado algunos de sus proyectos. Por otra parte, la desconfianza y falta de cobertura de internet en Colombia, por lo que además de no poder llegar a tanta gente como quisieran, hace que el proyecto sea visto por muchos como algo secundario.  Rock DaLi, por su parte, requiere muchísimo tiempo para investigar sonidos nuevos y en general programar los contenidos diarios, además, tampoco ayudan la falta de compromiso que tuvieron algunos fugaces miembros y la dificultad que tienen los nuevos medios para posicionarse y ser tomados en cuenta seriamente.

Sin embargo, los obstáculos son superables con planificación, dedicación y cariño por aquello que más que un negocio es una forma de vida. Rock DaLi ha logrado obtener reconocimiento entre la sociedad, además de poder apoyar a bandas nacionales y lograr conocer bien el medio y su forma de desenvolverse, logrando intercambiar ideas con otros medios aliados (como la Revista Sono o Musikamia) y crecer como emisora, consiguiendo contenidos cada vez más nuevos e interesantes. El plan es llegar a ser el punto de unión para construir una escena articulada de bandas y medios alternativos y no un grupo de propuestas desarticuladas como la que se ve hoy en día, logrando reconocimiento social de esa escena. Tienen una idea y desean aprovecharla, moverla y trabajar mucho, porque eso es lo que requiere cualquier proyecto. Lo importante es querer hacer algo y hacerlo, buscando siempre ser los mejores.

Radio Pachone, por su parte, ha consolidado su nombre y su sello de calidad se reconoce tanto que sus fans dicen “no conozco esta banda, pero si salió en Pachone, debe ser buena”. Gracias a eso, han logrado abrir espacios de difusión a proyectos alternativos que de otra manera no hubiesen conseguido moverse. Han, así mismo, conseguido una red de colaboradores que les permiten continuar con su trabajo, como por ejemplo bandas como los Meridian Brothers, Ondatrópica y el bar Matik Matik. A futuro, quieren crecer como medio y que su festival se convierta en uno de los hitos de la cultura independiente de la ciudad. Es un proyecto de vida en el que quieren seguir, porque el mundo necesita ideas originales, nichos que las difundan y en especial gente que trabaje por ellas.

Para conocer más, visita:

Rock DaLi

Página: http://www.rockdaliradio.com

Facebook: https://www.facebook.com/pages/Rock-DaLi-Radio/499675200043487?fref=ts

Twitter: @RockDaLi

Radio Pachone

Página: http://www.radiopachone.org

Facebook: https://www.facebook.com/radiopachone?fref=ts

Twitter: @radiopachone

Imágenes reproducidas con autorización de ambas emisoras.

Sobre el autor Ver Más artículos de este autor Página del autor

mm

Revista El Muro

Deja un comentario